Página no encontrada | Serielistas

3

7

4

0

s

e

r

i

e

s

Página no encontrada

404
Lo sentimos, no encontramos la página que buscabas. Comprueba que has introducido la dirección correctamente. Si lo deseas puedes volver a la portada.
La temporada 2 de 'Star Trek: Picard' rinde homenaje a la historia más ochentera de 'Star Trek'
Amazon Prime
La temporada 2 de 'Star Trek: Picard' rinde homenaje a la historia más ochentera de 'Star Trek'

La temporada 2 de 'Star Trek: Picard' alcanza su ecuador en Prime Video con una clásica historia de viajes en el tiempo en la que los protagonistas deben ir al pasado para impedir que su presente cambie para peor. Es una trama que está rindiendo homenaje a una de las películas más ochenteras de las protagonizadas por la tripulación original de la USS Enterprise.

Por Marina Such - 01 Apr 2022

Desde que empezó Star Trek: Picard, las alusiones al pasado de la saga galáctica han sido constantes. La primera temporada tiraba de la historia del almirante con los Borg durante Star Trek: La nueva generación para urdir su trama, del mismo modo que recuperaba a uno de los personajes más queridos de la franquicia, Siete de Nueve, una humana asimilada por los Borg que era recuperada en Star Trek: Voyager. Para la segunda, sus responsables, con Terry Matalas como nuevo showrunner, se han ido todavía más atrás, a una de las aventuras más peculiares, y ochenteras, de la tripulación original de la Enterprise.

Repasemos primero de qué va esta temporada 2. La Flota Estelar acude a investigar una misteriosa "llaga" abierta en el universo que solicita la presencia de Picard. Gracias a él se descubre que los Borg tienen alguna relación con ella, pero no es posible averiguar más porque toda su tripulación es enviada a una línea temporal alternativa en la que la Flota Estelar no se dedica a la exploración pacífica, sino a la conquista violenta de toda la galaxia y al exterminio de todas las razas extraterrestres.

Picard acaba descubriendo que todo es obra de Q, su viejo enemigo, alguien dispuesto a jugar con el tiempo y el destino de los hombres solo para demostrar que tiene razón o porque se aburre. Q ha hecho algo en el pasado que ha cambiado su presente, y la única manera de evitarlo es viajar a 2024 y detenerlo antes.

No es una trama novedosa ni en la ciencia ficción ni en la historia de Star Trek, y también es un tipo de historia que conoce muy bien Terry Matalas, que se encargó de la adaptación a serie de 12 monos. Lo más llamativo es, en realidad, que Star Trek: Picard está homenajeando (y casi hasta haciendo remake) una de las películas de la saga más peculiares, Star Trek IV: Misión salvar la Tierra, dirigida por el propio Leonard Nimoy en 1986 y que venía a ofrecer algo de ligereza después de la seriedad del arco de Khan y el sacrificio de Spock de las dos entregas anteriores.

Es la historia más ochentera de las que hizo la tripulación original de la Enterprise, que se veía obligada a viajar al pasado, a mediados de los 80, para grabar unos cantos de ballenas que pudieran responder la transmisión de una misteriosa nave que había aparecido en las cercanías de la Tierra causando todo tipo de catástrofes. ¿Por qué tenían que ir a finales del siglo XX? Porque las ballenas jorobadas se habían extinguido en el siglo XXIII.

La película era una aventura que explotaba el choque cultural que experimentaban los personajes al verse en la San Francisco de 1985, y dejó algunas escenas clásicas de la saga, como Spock protestando por el volumen de la música de una radio en un autobús (escena que se reproduce en la serie con Siete y el mismo punk de entonces). También colaba un mensaje sobre la importancia de la conservación del medio ambiente.

Q vuelve a 'Star Trek: Picard' para poner al almirante en nuevos problemas.
Q vuelve a 'Star Trek: Picard' para poner al almirante en nuevos problemas.

Que Star Trek: Picard eligiera esta película para su toque de nostalgia que mira al futuro no deja de ser curioso, pero el propio Matalas explica que "era un guiño divertido, una manera de meter esa nostalgia de 1986 en algo nuevo. Personalmente, habría hecho muchos más de estos si me hubieran dejado. Misión salvar la Tierra tiene un tono increíble. Es muy comercial pero todavía aguanta bien". En el ecuador de la temporada ya se aprecia mucho más hasta dónde llega el homenaje a la película, que se integra en la exploración de quién es Picard que la ficción ha estado haciendo desde el principio.

Ese es el aspecto en el que la serie más se aleja de su inspiración. Q monta todo el tinglado solo para obligar a Picard a pensar en su legado, o eso dice él, porque siempre hay cierto lado narcisista en todo lo que ese personaje hace. Expone lo frágil que es el futuro ideal que muestra Star Trek y permite a la serie entrelazar un comentario sobre las normas migratorias de Estados Unidos, el poder casi omnímodo que Trump concedió a la agencia de inmigración y la xenofobia y la desigualdad social acentuadas desde la crisis de 2008.

Esa crítica queda clara en la trama de Ríos, que es la que más sigue lo que le ocurre a Kirk en Misión salvar la Tierra, sobre todo cuando conoce a esa médico que se dedica a ayudar a pacientes en situación irregular. Los paralelismos entre serie y película no acaban ahí. Siete de Nueve es, a veces, quien más se acerca a cómo Spock percibe la sociedad del pasado, aunque ella tiene un lado más resolutivo e impulsivo, y Raffi y ella siguen, grosso modo, los pasos que dan McCoy y los demás para conseguir, en este caso, la energía que les permita volver a su época.

Whoopi Goldberg retoma su papel de Quinan para la segunda temporada de 'Star Trek: Picard'.
Whoopi Goldberg retoma su papel de Quinan para la segunda temporada de 'Star Trek: Picard'.

Las conexiones ochenteras no quedan ahí. Parte de los episodios que transcurren en 2024 están dirigidos por Lea Thompson, más conocida por su faceta de actriz y, por supuesto, por su participación en Regreso al futuro, pero hay otro aspecto que diferencia a Star Trek: Picard y que enlaza la temporada con algunos de los temas explorados en la primera y en La nueva generación, y ese es la relación entre la doctora Jurati y la Reina Borg.

La serie cambia a la nave klingon de la película por la Reina Borg para realizar el viaje al pasado, pero eso implica pagar un precio. En este caso, es la tentación de la asimilación, una tentación que va a sobrevolar a Jurati durante lo que queda de temporada, y que promete traer nuevos problemas hacia el final.